• El Ministerio de Transporte, por medio del decreto 482 del 26 de marzo de 2020, indicó que durante el estado de emergencia se permite operar el servicio público de transporte masivo, para que quienes se encuentran dentro de las excepciones puedan movilizarse dentro de las ciudades.
  • Brindar transporte a las personas que hace parte de las actividades exceptuadas, ajustar la circulación de su flota a las condiciones de movilidad de cada territorio y realizar limpieza en sus vehículos y estaciones, algunas de las acciones que adelantan los SITM en Colombia.

Bogotá D.C., 6 de abril de 2020 (@mintransporte) Luego de la primera semana del aislamiento preventivo obligatorio decretado por el Gobierno Nacional, las cifras de movilización de los Sistemas Integrados de Transporte Masivo (SITM) muestran que los colombianos han cumplido la medida, y se han quedado en su casa. Solo las personas que trabajan en las actividades, exceptuadas por el decreto, estarían usando los sistemas, que además han ajustado y adaptado la prestación del servicio a las necesidades de movilización de los actuales usuarios del sistema.

La demanda de los siete Sistemas Integrados de Transporte Masivo que operan en el país evidencia claras variaciones. Transmilenio en Bogotá y Soacha, por ejemplo, pasó de 3.860.000 viajes en el sistema en un día típico a 624.302 viajes el pasado miércoles 25 de marzo, con una reducción del 84%, para el primer día de la medida. Para el martes 31 de marzo, la reducción en la demanda del sistema se ubicó en el 84%. En Medellín, el SITVA reportó 268.270 viajes el miércoles 25, mientras que en un día normal el sistema realiza 1.901.978 viajes. Esto equivale a una reducción del 86%, lo mismo que al cumplirse la primera semana, al realizar 268.372 viajes.

La tendencia de reducción de la demanda de los sistemas de transporte se repite en todas las ciudades. Transcaribe, en Cartagena, presenta una reducción de 96% y 97% para los días 25 y 31 de marzo, con 6.236 y 4.237 viajes respectivamente, frente al promedio de un día típico, que llega a los 140.000. En Barranquilla, de los 144.000 viajes que en promedio son realizados en el sistema Transmetro en un día laboral normal, se pasó a 21.972 el miércoles que empezó el aislamiento, y 26.254 el martes 31, lo que representa una reducción del 85% y el 82% en la demanda del sistema respectivamente.

Los demás sistemas de transporte masivo en el país también presentan reducciones similares. El sistema MIO en Cali, pasó de hacer 436.000 viajes en un día típico promedio a registrar 65.411 el 25 de marzo, una variación de 85%, y 70.808 el martes 31, que corresponde a una variación de 84%. En Bucaramanga, Metrolínea presentó 17.627 viajes el 25 y 20.163 el 31 de marzo, que representan disminuciones del 83 y 81% respectivamente frente a los 106.154 viajes que se realizan en promedio en día normal. Y Megabús de Pereira, que tiene un promedio de 128.221 viajes en operación normal, realizó 16.780 el día que empezó el aislamiento, lo que representó una disminución de 87%, y 20.965 el lunes 31, una reducción del 84%. Esto muestra el claro compromiso de los sistemas con la emergencia, manteniendo el servicio para quien lo requiera, a pesar del esfuerzo económico que representa.

Sistemas adoptaron protocolos de limpieza y desinfección

Es importante resaltar la creatividad para las modificaciones en los rediseños operacionales para adaptarse a las condiciones de la emergencia, conforme a lo establecido en el artículo en el artículo 5 del decreto 482 del 26 de marzo de 2020 del Ministerio de Transporte, equilibrando la oferta de vehículos ofrecida entre las horas pico y valle de acuerdo con el comportamiento de la demanda y las necesidades de los usuarios, apoyando las medidas de distanciamiento social recomendadas por las autoridades sanitarias.

Además, desde antes que empezara el confinamiento, los sistemas habían iniciado exigentes protocolos de limpieza tanto de los vehículos como de las estaciones y portales, que se han intensificado a medida que pasan los días. También se han instalado lavamanos, en el caso de Bogotá y se han dispuesto de dispensadores de gel antibacterial en las estaciones, se han repartido tapabocas y otros insumos de protección a los operadores. Asimismo, han realizado capacitaciones a sus funcionarios sobre enfermedades respiratorias, medidas sanitarias, síntomas y formas de prevenir el Covid-19, entre otros temas relevantes para estas circunstancias.

El compromiso del gobierno nacional es mantener el abastecimiento, la disponibilidad y el acceso a alimentos y servicios de salud a todos los colombianos durante los días de Aislamiento Preventivo Obligatorio. En eso, los sistemas masivos son un eslabón clave para permitir la movilización de las personas que trabajan en las actividades exceptuadas. Todo esto garantizando la aplicación de protocolos de protección tanto para trabajadores como para usuarios, así como de limpieza en estaciones, portales y vehículos; y ajustado a las medidas definidas en el Decreto 457 de 2020.

Finalmente, el Ministerio de Transporte hace una invitación para que los días que quedan de aislamiento preventivo obligatorio los ciudadanos que no trabajan en actividades exceptuadas no salgan de sus casas, pues entre todos debemos cuidarnos. Quienes deben salir y utilizan los sistemas, por favor seguir todas las recomendaciones de prevención, aseo y distanciamiento social para evitar una mayor propagación del Covid-19.

Volver a Inicio